★★★½ (7/10)

Thriller naturalista que se enfoca en las tensiones sexuales de los protagonistas. Cuanto más intimo se vuelve el contacto entre Popaul (Jean Yanne, un carnicero con un pasado traumático debido a la guerra) y Hélène (Stéphane Audran, una maestra que intenta rearmar su vida, lejos de la ciudad) más siniestra es la trama. La cercanía del peligro es lo que genera interés en el argumento, que avanza de forma pausada, a medida que una serie de asesinatos van ocurriendo en el tranquilo pueblo rural de Tremolat.

Le Boucher es una película que se sirve de elementos discontinuos (un encendedor, una frase, una mirada) para recrear toda una psicología de sus personajes, en particular del carnicero. No es necesario generar intriga a través del misterio de los asesinatos, más bien lo interesante es la manera en la cual los personajes reaccionan frente a estas situaciones. La estética de la imagen y del sonido es cruda y directa, como si el director estuviera intentando mostrar “las cosas tal cual son”, sin agregados decorativos que podrían desviar la atención del espectador.

Esta película es clave en la obra de Chabrol por como encuentra elementos típicos del cine de suspenso en situaciones cotidianas, y por su profundidad psicológica en relación al estudio de las relaciones amorosas. Por otra parte, si bien la carrera de Chabrol se enmarca en la denominada Nueva Ola Francesa, ya desde el comienzo de esta película y de muchas de este director, podemos ver las diferencias con otros directores de este movimiento, como Truffaut y Godard.

Por Hernán Touzón

Categories: 1001 Películas

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *